Cargando contenido

Foto: @JuanManSantos



Tras la reunión que el presidente Juan Manuel Santos sostuvo con el secretario general de Naciones Unidas, António Guterres, el jefe de Estado manifestó que el principal desafío de Colombia durante el posconflicto será la seguridad en las zonas que sufrieron por décadas el conflicto armado.

Santos ratificó que “es un tema prioritario para el Gobierno Nacional (...) Somos conscientes de los desafíos a los que nos enfrentamos: el más importante tiene que ver con la seguridad en las zonas rurales que padecieron durante mucho tiempo el conflicto armado”.

De esta manera el Presidente lanzó un contundente mensaje de rechazo a los últimos atentados perpetrados por el ELN después de anunciar la finalización del cese al fuego.

“Tenemos la decisión de consolidar una Colombia en paz. Por eso deploramos que –a pesar del clamor de la comunidad internacional y de nuestra disposición expresa para prorrogar el cese al fuego– el ELN haya optado por reanudar sus acciones terroristas”, puntualizó Santos.

Finalmente, agradeció al secretario de la ONU por el apoyo brindado a Colombia para la construcción de paz.

Crisis en Venezuela

El Presidente de la República reiteró además la preocupación por la grave situación que vive el pueblo venezolano, “la crisis se torna cada día más grave –para Colombia y para la región tiene enormes repercusiones–, y la ONU puede aportar su experiencia en solución de estas crisis humanitarias”.

Debido a esto ratificó la voluntad de Colombia para brindar apoyo humanitario a Venezuela a pesar de ser un ofrecimiento que ha sido rechazado por el Gobierno del vecino país”