La Procuraduría General de la Nación abrió indagación a 10 entidades por las presuntas irregularidades en contratos relacionados con la construcción de infraestructura y prestación del servicio de acueducto, alcantarillado y saneamiento básico. Para la Procuraduría es determinante establecer los procesos de ejecución por parte de Findeter y entes territoriales relacionados con este tipo de infraestructura con la firma Innasa, representante en Colombia de la española Canal de Isabel II, que está siendo investigada en el caso Blas de Lezo. Según el documento de la Procuraduría las entidades indagadas son "Findeter, los municipios de Yopal, Pasto, Armenia e Ibagué, los Distritos de Barranquilla, Buenaventura y Santa Marta, así como las empresas Metroagua, Aguas de Ibagué y Triple A". La determinación fue tomada por parte de la Procuraduría porque al parecer se habrían presentado irregularidades con la selección y ejecución de contratos que presuntamente no cumplieron con los principios de transparencia y normas de contratación pública. Las indagaciones fueron asumidas por la Procuraduría Primera Delegada para la Contratación Estatal que "adelantará la práctica de pruebas documentales y testimoniales para establecer si las conductas indagadas son constitutivas de falta disciplinaria, o si por el contrario, se actuó al amparo de una causal de exclusión de la responsabilidad".