Cargando contenido

Foto: Referencial. Archivo particular.



La Procuraduría destituyó e inhabilitó por 12 años para ejercer cargos públicos al alcalde de Riohacha, Fabrio Velásquez Rivadeneira por las irregularidades en la celebración y ejecución de contratos del Plan de Alimentación Escolar (PAE) en la capital del departamento de La Guajira.

En el fallo de primera instancia, el Ministerio Público determinó que el contrato del PAE por 5.713 millones de pesos le fue entregado de manera directa a la Asociación Social del Caribe (Asocar), sin convocar a una licitación pública como lo exige la ley.

En este sentido, se advierte que se vulneraron los principios de transparencia y selección objetiva. La falta fue calificada como gravísima a culpa de dolo, puesto que el funcionario tenía conocimiento que estaba incurriendo en una irregularidad en la entrega de este millonario contrato.

(Lea también: Capturan al alcalde de Riohacha y a otros funcionarios por corrupción)

Por estos mismos hechos, fue sancionada con destitución e inhabilidad por 10 años para ejercer cargos públicos la secretaria de Educación Dilcey Acosta, quien fue inhabilitada por diez años.

El alcalde y la secretaria de Educación enfrentan un proceso penal por las irregularidades que se presentaron en la ejecución de contratos para los niños de bajos recursos en la capital de La Guajira. Actualmente se encuentran privados de su libertad.

(Lea también: Tribunal ordena al presidente Santos nombrar alcalde en propiedad en Riohacha)