Javier Guzmán, director del Invima alertó sobre la presencia de productos fraudulentos en internet y que prometen resultados milagrosos en tiempo récord. Indicó que es clave que los compradores sepan reconocerlos sospechando de beneficios rápidos, nombres extranjeros y falta de registros sanitarios. Potenciadores sexuales y productos para bajar de peso son los más vendidos. "Uno de los espacios más usados para comercializar es Internet. Allí encuentran productos de todo tipo que prometen resultados milagrosos pero que desafortunadamente son ilegales y ponen en riesgo la salud de los colombianos", explicó. Para evitar que siga este negocio ilegal a través de internet, el Instituto Nacional de Vigilancia de Medicamentos y Alimentos lanzó la campaña ‘Ojo con los milagrosos sospechosos’, la cual busca alertar a la población sobre productos que abundan en Internet y las redes sociales prometiendo resultados rápidos y extraordinarios, y que tienen un común denominador, son fraudulentos y ponen en riesgo la salud de los colombianos. Según Guzmán hicieron un experimento en internet con productos milagrosos para identificar la aceptación de los compradores y descubrieron que a los colombianos les atrae más allá de su registro sanitario los beneficios que podría traerle. El Invima señaló que los productos con supuestas bondades milagrosas contenían sustancias no autorizadas como: Sibutramina, Sildenafilo y Metilhexanamina, las cuales pueden convertirse en un riesgo para quienes la consumen.