Cargando contenido

Foto: Archivo La Fm.

Arroceros del Casanare calificaron el 2017 como un año negativo para el sector y catalogaron como un engaño las promesas del Estado.

Juan Bernardo Serrano, uno de los voceros del gremio agricultor en Yopal, indicó a través de RCN Radio, que  fue un año negativo, pues las promesas del gobierno de colaborar en la regulación de precios no se dieron.

“El Ministro nunca cumplió las propuestas y el tiempo es el que se encarga de olvidar todas esas promesas”, indicó el arrocero, quien añadió que la industria en su posición dominante aprovechó un excedente estacionario de cosecha que hubo en Casanare, bajando el precio a niveles demasiado bajos, generando el fracaso económico, prácticamente en un 70% de los arroceros de esta región del país.

Lo que esperan los arroceros para este 2018, es que haya una política de intervención de cosechas para defender al agricultor del monopolio de la industria, puesto que la mala racha truncó las expectativas de los agricultores en cuanto a productividad y generación de empleo.

“Mientras no haya una política estatal de absorción de cosecha, donde no se piense en que cultivar sea un problema, sino una oportunidad, no se podrá mejorar las condiciones del sector”, puntualizó Bernardo Serrano.