Autoridades en Boyacá están en alerta puesto que 43 municipios de ese departamento se quedarán sin donde depositar las basuras que generan, debido a que el relleno sanitario Terrazas del Porvenir está a punto de llegar a su tope y sólo habrá servicio hasta el 30 de septiembre. En las últimas horas se llevó a cabo una reunión entre directivas de la empresa encargada del relleno Coservicios y los alcaldes de los municipios afectados, quienes consideran que se avecina una emergencia sanitaria en sus jurisdicciones. Por lo anterior, el gerente de la compañía de servicios, Hugo Jairo Pérez, indicó que, "tenemos una viabilidad técnica para la consecución de recursos por parte del Ministerio de Vivienda para la construcción de un nuevo paso en la terraza 12 del relleno que nos daría solución por unos años más". Entretanto, los dirigentes municipales acordaron que presentarán un oficio al MinVivienda para que se giren los $7 mil millones que se necesitan para solucionar la situación. Igualmente los funcionarios aseguran que es necesario hacer estudios para iniciar la construcción de una planta de aprovechamiento para convertir esos desechos en energía.