El alcalde de Ibagué, Guillermo Alfonso Jaramillo, pidió al Consejo de Estado revocar la decisión de primera instancia, proferida el 5 de diciembre de 2016 que dejó sin efecto jurídico la pregunta con la que se consultaría a los ciudadanos en torno a la ejecución o no de proyectos mineros dentro el municipio. El mandatario de los ibaguereños sostuvo que el nuevo texto sugerido en la sentencia de la sección cuarta del alto tribunal, no interpreta las pretensiones de los promotores de la consulta que van orientadas a frenar las actividades de explotación de gran escala y terminaría por lesionar los intereses de quienes sobreviven de actividades como la extracción de material de ríos o canteras. "De manera respetuosa solicitamos al honorable Consejo, revocar la decisión de primera instancia en la que se dispuso dejar sin validez la decisión del Tribunal Administrativo del Tolima que declaró constitucional la Consulta Popular Minera propuesta para el municipio de Ibagué y en caso de que se considere que la pregunta debe ser modificada se ordene al Alcalde y al Concejo Municipal realizar dichas modificaciones, pues son estas autoridades las que tienen competencia", anotó el alcalde Guillermo Alfonso Jaramillo. El Jefe del Gobierno local cuestionó la competencia del Consejo de Estado para pronunciarse sobre la constitucionalidad de la pregunta originalmente presentada, estudio que dijo adelantó en su momento de manera juiciosa el Tribunal Administrativo del Tolima.