Después de haber sido bendecida y vestida en la catedral Primada de Bogotá por el Papa Francisco este domingo 10 de septiembre sale la imagen de la Virgen del Rosario de Chiquinquirá rumbo a su pueblo natal. La emblemática imagen, de más de 400 años de historia será trasladada en un helicóptero de una empresa de mensajería nacional, en una caja de madera, construida con un sistema interno que la protege, según indicaron en la alcaldía de esa localidad. Luego de una ceremonia por parte de miembros de la orden religiosa de los dominicos, el cuadro regresará a su casa donde la esperan con una caravana miles de fieles que la recibirán y acompañarán de vuelta a la Basílica donde asumirá su trono habitual, en el marco de una ceremonia religiosa de tipo campal, confirmó el alcalde César Carrillo. El papa Francisco le obsequio a la virgen de Chiquinquirá un rosario y elevó una petición, que quedó consignada, de su puño y letra, en el libro de oro de la virgen, y que dice: "Que la Virgen María Inmaculada no deje de guiar y cuidar a sus hijos colombianos y que los mire con sus ojos misericordiosos". La virgen de Chiquinquirá es la patrona o madre de todos los colombianos según la religión católica.