El administrador del frigorífico regional de Sogamoso y la Industria Cárnica Nacional, con sede en Paipa, indicó que el sacrificio ilegal se realiza en el departamento, sin que se realice un control efectivo para mitigar esta problemática. Carlos Julio Barrera expresó a través de RCN Las Radio que la falta de compromiso de los funcionarios que están a cargo del control y vigilancia de los productos y del sacrificio ilegal, específicamente, está a la deriva. “El gerente de Fedegan decía que había un 70% de sacrificio ilegal en el país, y lo hay en Boyacá también”, señaló Carlos Julio Barrera, quien agregó que el sacrificio ilegal en el departamento sigue a pesar del conocimiento de las autoridades, puesto que por ejemplo, las plantas como Tibaná, le están sacrificando  Tunja, y no existe convenio; mientras que sí hay convenio entre la planta de Sogamoso y Tunja, pero en el tiempo que lleva funcionando la planta de porcinos, no ha llegado un solo porcino, para ser sacrificado. Finalmente Carlos Julio Barrera indicó que espera que se optimicen los controles y se haga cumplir la reglamentación, porque los productos cárnicos provenientes de sacrificio clandestino, no cumplen la aplicación de buenas prácticas que garanticen la inocuidad e higiene de los productos que se ofrecen al consumidor.