Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

limorales
Taxi
Con más de 2.000 millones de pesos en inversión se cerró el negocio entre los dos países.
Colprensa

Los taxistas en la capital tolimense han expresado su preocupación por las pérdidas económicas con la falta del combustible para sus automotores.

Tras la suspensión del servicio de gas vehicular e industrial en Ibagué como consecuencia del daño en el gasoducto del municipio de Páez (Boyacá), cerca de 13 estaciones de servicio esperan restablecer el suministro del combustible. 

Según los integrantes del gremio, el daño que se presenta desde ayer en la red de conducción impide el desarrollo con normalidad de su trabajo lo que afecta principalmente los ingresos económicos diarios.

“Nos afecta porque ya uno no puede llevar los alimentos a la casa, los patrones también se quedan sin la cuota porque en este momento los carros están parados” dijo Ulises Castiblanco.

En lo corrido del 2018, es la segunda vez que se presenta en Ibagué una suspensión de gran magnitud del servicio de gas vehicular, motivo por el que los transportadores solicitan alternativas para no verse perjudicados.

“Por qué nosotros somos los que tenemos que afrontar todas las consecuencias, si hay un derrumbe, si hay un trancón y nosotros aguantando hambre. Deben tener algo que sustituya una cosa de estas” afirmó Germán González Rodríguez.

Para los conductores, al menos el 60% de los taxis que hay en la ciudad, es decir cerca de dos mil automotores, se encuentran fuera de servicio a falta del combustible.

Por ahora la empresa Transportadora de Gas Internacional -Tgi-, no ha informado el tiempo aproximado para restablecer el suministro. 

Fuente

RCN Radio.

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.