Enterrados fueron encontradas varias bolsas de harinas y sal al interior de una institución educativa en la ciudad de Neiva, que hacía parte del programa de Alimentación Escolar.

La Personería de Neiva, confirmó que tras la denuncia de la comunidad en el Colegio Santa Librada, corroboraron el hallazgo, al señalar que estos productos ya habían cumplido su fecha de vencimiento y no entienden porque estaban enterrados.

Las madres de familia denunciaron que al parecer estos alimentos estaban guardados y al ver que ya estaban vencidos, fueron enterrados en uno de los patios del centro educativo para que nadie se diera cuenta.



Las autoridades y los entes de control, confirmaron que seguirán muy atentos  evaluando estas irregularidades en el programa de Alimentación escolar en el Huila, donde la Fiscalía adelanta varias investigaciones en municipios como Tarqui, Algeciras y Suaza.