La Alcaldía de Ibagué estudia la posibilidad de implementar la medida de pico y placa para motocicletas con el fin de disminuir los índices de accidentes de tránsito y descongestionar las principales vías de la ciudad.

Guillermo Alfonso Jaramillo, alcalde de Ibagué, explicó que ante las alarmantes cifras de muertes y lesionados por accidentes en las vías, es necesario estudiar una alternativa que permita reducir las estadísticas.

Indicó que actualmente los vehículos particulares y de servicio público tienen restricciones en la movilidad, por lo que es necesario que el gremio de motociclistas aporte a la mejoría del tránsito en la capital tolimense.



De otra parte, han sido divididas las opiniones de los ibaguereños tras el anuncio de  la posible implementación del pico y placa.

Los motociclistas rechazaron la restricción debido a que se verían afectados principalmente en el campo laboral, ya que el medio de transporte es usado como una herramienta de trabajo.

Por su parte, los conductores de carros y peatones han celebrado la medida debido a que podría disminuir la accidentalidad y descongestionar las calles de manera considerable teniendo en cuenta que hay más de 100.000 motos  en el municipio.



La comunidad se encuentra a la expectativa de la expedición del decreto que reglamentará por horarios la circulación de motocicletas en la capital tolimense.