Los huilenses ganaron este concurso ambiental. Foto Cortesía Cam

Las instituciones educativas Riverita del municipio de Rivera y  San Andrés de la población de Tello,  ganaron la convocatoria de Proyectos Ambientales Escolares que adelantó la Corporación Autónoma Regional del Alto Magdalena en el Huila. Los dos proyectos ganadores del norte del departamento fueron seleccionados entre 54 experiencias presentadas de 25 municipios del Huila. Según los estudiantes y profesores este proyecto ganador usa potenciales de la cáscara de la cholupa que contribuyen al desarrollo de procesos sostenibles y sustentables en la vereda Riverita de la institución educativa Riverita. Esta idea está enfocada a identificar las zonas de disposición de las cáscaras de este fruto para darle una utilidad y hacer un producto innovador. Con esta iniciativa se busca elaborar papel y recipientes ecológicos a partir de la cascara de la cholupa con el fin de disminuir el impacto que generan en el ambiente. Además los estudiantes fabrican bocadillo a partir de la pulpa de esta pasiflora. “Con este proyecto buscamos aportar a la formación de la sociedad en temas ambientales”, indicó  Daniel Felipe Puentes Polonia, estudiante de la institución educativa Riverita. El segundo proyecto ganador del norte del Huila corresponde al Club institucional de ecologistas amigos del río Villavieja de la institución educativa San Andrés del municipio de Tello. Allí a través de jornadas de limpieza, recolección de residuos y siembra de árboles, los estudiantes le apuestan a la conservación del río. Para el profesor Jhon Eduardo Santos, líder del Proyecto Ambiental Escolar en la institución educativa San Andrés, el compromiso por cuidar el medio ambiente es una responsabilidad de todos, al tiempo que hace una invitación a los demás maestros, instituciones y comunidad a trabajar este tipo de iniciativas ambientales. “Estos proyectos ambientales escolares liderados por las instituciones educativas del Huila y que cuentan con el acompañamiento, asesoría e incentivos por parte de la CAM, están construidas en propuestas pedagógicas y didácticas que favorecen la investigación y  el conocimiento desde las competencias ciudadanas y el pensamiento científico”, explicó Maribel Lozano, educadora ambiental.   Las instituciones educativas ganadoras recibieron como premio, materiales y elementos de ferretería que permiten fortalecer los proyectos ambientales.