Foto: prensa gobernación

 



Voceros de la iglesia católica de Cundinamarca, se reunieron con el gobernador, Jorge Emilio Rey Ángel, para intercambiar impresiones y establecer planes a favor de las comunidades del departamento.

“Creemos que trabajar de la mano con esta institución nos permitirá fortalecer la familia y por consiguiente la felicidad, factores determinantes en la formulación de nuestro plan de desarrollo”, dijo Rey Ángel.

En la reunión participaron, entre otros, el obispo de la diócesis de Girardot, monseñor Héctor Julio López, y los párrocos: Pablo Beltrán y Jesús Emilio Rodríguez de Facatativá; Marco Julio Téllez de la Dorada; Ricardo Martínez de Soacha y Carlos Heredia de Zipaquirá.

Entre los temas considerados, figuran propuestas sobre medio ambiente, adicciones, reconciliación y paz, como apuestas desde la iglesia para fortalecer el desarrollo del departamento.

“En la política de familia que necesita el departamento, recibimos el apoyo desde la Universidad Monserrate y las arquidiócesis de Bogotá y ??Cundinamarca”, agregó el gobernador.