En cinco municipios del Huila se inició el proceso de desminado humanitario con el propósito de limpiar aquellas zonas donde fueron enterrados artefactos explosivos como minas antipersonas por parte de los antiguos llamados grupos de las farc. Son 400 hombres del Batallón de Desminado Humanitario número cinco los que adelantan este trabajo en las poblaciones de Algeciras, Tello, Colombia, Baraya y Neiva en la zona rural. El comandante de la Novena Brigada en el Huila, coronel Oscar Rodríguez, confirmó que los trabajos se adelantan de forma inicial en estas zonas donde se tiene conocimiento de la ubicación de estos elementos que han sido abandonados en caminos veredales y que representan un peligro para la comunidad huilense. Las acciones de desminado se cumplen además con el apoyo de la comunidad huilense que ha denunciado la existencia y ubicación de posibles campos minados en los que los habitantes de estos municipios han sido víctimas al pisar accidentalmente estos artefactos explosivos que los han dejado gravemente heridos.