Cargando contenido

Los juguetes de madera fueron elaborados por los internos de la cárcel de Rivera. Foto Cortesía Cam



Juguetes, sillas, camas y butacas, elaboradas con madera ilegal que fue decomisada por las autoridades ambientales en el Huila, les devolverá la sonrisa a los niños con discapacidad en las fundaciones, instituciones y hogares de paso de la ciudad de Neiva, luego que los internos de la cárcel del municipio de Rivera construyeran estas obras de arte.

Son 20 hombres del centro penitenciario los que aprovecharon su talento y las ganas de utilizar adecuadamente el tiempo libre para darle alegría a los niños de Neiva.

El director de la Corporación Autónoma Regional del Alto Magdalena Carlos Cuéllar, confirmó que este es el  resultado de un convenio celebrado entre la entidad ambiental y el Inpec, que permitió que la madera ilegal decomisada e incautada por la autoridad  fuera destinada para que los reclusos que asisten al taller de ebanistería, elaboraran objetos y elementos útiles para la sociedad.

[imagewp:434170] Con madera decomisada fueron elaborados los juguetes. Foto Cortesía Cam

Son más de 400 objetos elaborados durante los últimos cuatros meses en la cárcel, que benefician a igual número de personas que se suman los más de 150 trenes de madera que serán entregados a los niños en la celebración de la navidad.

Los internos con sus propias manos elaborar juguetes como caballitos de madera, trenes de juguete, entre otros elementos, que serán entregados a fundaciones, instituciones y hogares de paso que atienden niños, menores en situación de discapacidad y adultos mayores.

“Lo más representativo de este ejercicio es que estos objetos son elaborados  con mano de obra de personal que hoy se encuentra en un proceso de resocialización en un centro penitenciario”, destacó Carlos Cuéllar.

Las instituciones beneficiadas con estas donaciones fueron la Fundación Síndrome de Down del Huila, la Fundación de Rehabilitación y Educación Especial FUNREE de Campoalegre, la Fundación Servidores de Servidor,  la Fundación Arcángel San Miguel, el Ancianato de Campoalegre, la  Fundación San José, entre otras entidades.

[imagewp:434171] Los tres de madera los que más llamaron la atención. Foto Cortesía Cam