Los gobernadores llegaron a un acuerdo. Foto Cortesía Gobernación del Huila



El gobernador del Huila, Carlos Julio González Villa, celebró que fuera modificado el Decreto 2265 de 2017 expedido por él y el ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, y que pretendía que los dineros provenientes de impuestos de los juegos de azar, cigarrillos y licores de los departamentos fueran manejados por el Gobierno Nacional, lesionaba las finanzas de los entes territoriales.

El mandatario de los huilenses ratificó que después de seis horas de debate, el ministro de Salud- Alejandro Gaviria, tomó esta importante desición.

En la Federación Nacional de Departamentos en Bogotá y ante la presencia de gran cantidad de gobernadores del país, González Villa explicó que en el caso del Huila, si el Decreto hubiera seguido en firme, tendría que entregarle al Gobierno Nacional 22 mil millones de pesos que son del departamento y que sirven para atender los diferentes problemas de la red pública hospitalaria y otros inconvenientes del servicio.

Su pronunciamiento fue avalado por todos sus homólogos, entre ellos, la mandataria de Valle, Dilian Francisca Toro, y el de Antioquia, Luis Pérez, quienes le exigieron al Gobierno Nacional abolir la decisión expedida un día antes de acabarse el año anterior.

En la reunión se acordó con los mandatarios cuatro puntos esenciales que dieron por terminada esta polémica.

En uno de ellos se acuerda “que no se establecerá la obligación de girar un porcentaje de las rentas monopólicas de licores para financiar el aseguramiento en salud”.

El segundo, ratifica la obligación que tienen los gobernadores de seguir cofinanciando, como lo han venido haciendo, grandes proyectos de inversión en materia de salud.

“Nos parece perfecto este punto porque el Huila, desde hace varios años, ha venido cofinanciando grandes cantidades de dinero con el Gobierno Nacional. Lo que pretendíamos era que esos montos de inversión no se duplicaran”, expresó el Gobernador, quien destacó la buena voluntad del Ministro de Salud.

En el documento firmado por todos los gobernadores también quedó claro “que los excedentes, es decir, los mayores recaudos de las rentas cedidas a los departamentos, en comparación con los requisitos de cofinanciación, son de propiedad de los departamentos”.

Asimismo se acordó la creación de una mesa técnica de trabajo para revisar y ajustar la financiación conjunta del aseguramiento del régimen subsidiado en salud, donde participarán los ministros de Hacienda y Salud, además de los gobernadores.

Y antes del 20 de enero próximo, el Ministerio de Salud definirá el monto a girar por cada entidad territorial correspondiente a los recursos de cofinanciación del régimen subsidiado.

“Con esta nueva decisión del Gobierno Nacional, donde los dineros de impuestos de licores y juegos de azar se seguirán manejando descentralizadamente, nos estamos ahorrando casi 22 mil millones de pesos que van a fortalecer la red pública hospitalaria, que servirán para pagar lo que no está incluido en el Plan Obligatorio de Salud, financiarán infraestructura hospitalaria y fortalecerán dotación de hospitales públicos”, concluyó el gobernador González Villa.