Cargando contenido

Varias de las localidades modificaron el uso del suelo para permitir la construcción de suntuosas viviendas campestres.

Director de Cortolima, Jorge Enrique Cardoso, expone las irregularidades encontradas en los EOT de ocho municipios.
Corporación Autónoma Regional del Tolima (Cortolima)

La Corporación Autónoma Regional del Tolima (Cortolima) investiga a ocho municipios del departamento, que registran irregularidades en el uso del suelo, principalmente por la modificación de los Esquemas de Ordenamiento Territorial (EOT). 

La entidad evidenció que algunas de las localidades cambiaron sus EOT sin autorización, con el fin de aumentar el perímetro urbano y permitir la construcción de  suntuosas viviendas campestres, en zonas no permitidas.  

Jorge Enrique Cardozo, director de Cortolima, aseguró que el caso de mayor gravedad corresponde al municipio de Alvarado, donde el Concejo y la Alcaldía modificaron en cinco ocasiones el uso del suelo, entre los años 2011 y el 2017, sin el consentimiento de la autoridad ambiental. 

Entre las variaciones se encuentra la ampliación de la zona urbana, la modificación cartográfica para aumentar el perímetro de la misma y el uso de zona rural para edificación de casas campestres. 

Explicó que la más reciente reforma sería la que permitió desarrollar tres proyectos de lujosas viviendas en suelo rural. 

Un caso similar se presentó en el municipio de Purificación, donde se expidieron seis acuerdos entre el 2003 y el 2014, los cuales modificaron el área urbana y el uso del suelo.

Los actos fueron declarados nulos el pasado 23 de agosto, por parte del Juzgado Segundo Administrativo Oral del Circuito de Ibagué. 

La autoridad también informó que en el municipio de Prado se amplió el perímetro urbano, evidenciando un incremento desmedido de esta área. 

El director Cardozo indicó que pese a que el municipio de Piedras si concertó su EOT con la Corporación, en el corregimiento de Doima se promueve un proyecto campestre, en una zona de desarrollo turístico.

En el área se autorizó la construcción de seis viviendas por hectárea y los empresarios estarían ofertando un número mayor al público. 

En el caso de los municipios de Rovira, Guamo, San Luis y Saldaña, no hubo modificaciones del EOT, sin embargo en todas las jurisdicciones se adelantan este tipo de proyectos en suelo prohibido. 

Ante estas irregularidades, Cortolima realizará las respectivas denuncias  a la Procuraduría General de la Nación. 
 

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido