Cargando contenido

La Procuraduría encontró irregularidades en la construcción de la planta de tratamiento de aguas del municipio de Chía.

El procurador general de la Nación, Fernando Carrillo
El procurador general de la Nación, Fernando Carrillo
Colprensa

La Procuraduría destituyó e inhabilitó por 10 años al director encargado de la Corporación Autónoma Regional de Cundinamarca (CAR), Néstor Guillermo Franco González. La sanción tiene que ver con irregularidades en la construcción de la Planta de Tratamiento de Aguas Residuales del municipio de Chía (PTAR II).

El Ministerio Público encontró que el contrato que firmó la CAR con la Empresa de Servicios Públicos de Chía, (Emserchía),  y la alcaldía del municipio, no se encontraba en condiciones de ser ejecutado. El proyecto ascendía a más de 35 mil millones de pesos.

Consulte ademásONU pide protección urgente a indígenas desplazados por enfrentamientos en Chocó

Dice la investigación disciplinaria que los estudios y diseños planteados no eran suficientes, "lo que llevó a retrasos en la ejecución de las obras y a un reajuste en el valor, que ascendió a $62.876 millones".

Según la Procuraduría, la construcción de la obra se inició tres años después de la suscripción del documento. "Se violó el principio de planeación, de economía y de responsabilidad", dice,  ya que el convenio no pudo ejecutarse a partir de los estudios.

"Los procesos contractuales deben cumplirse con estricto rigor, pues es la forma de garantizar el cumplimiento del interés general que constituye la finalidad de todo proceso de contratación, y así evitar retrasos en las obras o adiciones en el valor de las mismas", agrega la Procuraduría.

En otras noticiasTodo lo que rodea a Legarda, tres meses después de su muerte

Así las cosas, en fallo de primera instancia la Procuraduría calificó la conducta del funcionario como "una falta gravísima cometida a título de culpa gravísima".

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido