Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Autoridades buscan alternativas para atender a esta población
Muchos adultos mayores son abandonados por sus familias y terminan en condiciones de vulnerabilidad viviendo en la calle.
Foto RCN Radio Armenia / Plazoleta de la Quindianidad - Centro Administrativo Municipal

Con engaños, trabajadoras sexuales se estarían apropiando de los recursos que los abuelos de la capital quindiana que reciben la ayuda por parte del Estado, y que benefician en este momento a más de 8.000 personas de la tercera edad en condición de vulnerabilidad.

Si bien se trata de una práctica ya conocida en la capital quindiana y de la cual las autoridades han advertido, quienes trabajan por el bienestar de los adultos mayores como es el caso de José Ariel Montenegro, de la Fundación Vida Plena, afirma que "algunas mujeres que trabajan en la calle abusan de la sensibilidad de los beneficiarios del programa 'Colombia Mayor', para quitarles los $160.000 bimensuales de subsidio.

“En la fundación tengo un programa que se llama Hogar de Paso, y allí los abuelos van solamente a dormir y les damos almuerzo por un precio simbólico de $300 pesos. Tengo a varios que van a recibir subsidio y al otro día los no tienen un peso, porque las trabajadoras sexuales se lo roban, hemos identificado una red de muchachas que aprovechan esas épocas de pago y abusan de ellos”, expresó José Montenegro.

Los hechos ocurren principalmente en la parte externa del Centro Administrativo Municipal (CAM), pleno centro de Armenia, donde es evidente el problema social que se presenta; prostitución, hurtos, consumo de sustancias psicoactivas, indigencia, entre otras problemáticas.

Aunque en su mayoría los abuelos llegan acompañados de familiares por seguridad o para ayudarles a quienes tienen problemas de movilidad, algunos hombres llegan solos y se muestran vulnerables ante el acoso de éstas mujeres.

Afirma el gerontólogo José Ariel Montenegro, que también han identificado familiares de algunos abuelos que les brindan atención solo el día del pago del subsidio, los acompañan a reclamarlo y les quitan el dinero.

Ante esta situación, la subsecretaria de la Secretaría de  Desarrollo Social, Gloria Mercedes Carillo, expresó que no se tiene un registró de robos a adultos mayores en la ciudad, sin embargo se comprometió en revisar la situación y dijo que se trabaja articuladamente con la Policía Nacional para velar por la seguridad de los ancianos, cuando reciben el pago cada dos meses.

“No tenemos denuncias oficiales dentro de la alcaldía, pero estamos confirmando con diferentes equipos de trabajo y en épocas de pago mandamos una solicitud de acompañamiento al comando de Policía, para evitar hurtos y otros temas de seguridad”, precisó Gloria Carrillo.

La funcionaria indicó que las quejas serán recibidas en las oficinas de ese despacho  ubicadas en el Centro Administrativo Municipal (CAM) con el fin de implementar los controles necesarios para proteger a esta población.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.