Las casas quedaron destechadas en Gigante. Foto RCN Radio

Graves afectaciones se registran en los municipios de Gigante y Garzón en el Huila por las intensas lluvias y los fuertes viento que destecharon más de 30 viviendas en la zona rural. Los daños además han estado enfocados en la pérdida de enseres y cultivos como plátano, granadilla, arveja, tomate y maíz, por estas precipitaciones que hasta el momento no ha dejado personas heridas. La directora de emergencias en el Huila, Isabel Hernández, confirmó que los daños más delicados se registraron en el municipio de Gigante donde se reporta que son 23 viviendas las que perdieron sus techos. Las autoridades en el departamento además ratificaron que en el municipio de Garzón también se presentan otras viviendas afectadas en la evaluación preliminar que se adelanta por parte de los bomberos locales que cumplen el censo para entregar las ayudas a las familias damnificadas. [imagewp:373229] Los cultivos se vieron afectados en la zona rural. Foto RCN Radio