Foto: Archivo particular.

Magistrados del Tribunal Administrativo del Casanare realizaron visita de inspección a las obras de la Planta de Tratamiento de Agua Potable de Yopal, esto en respuesta a la solicitud de una acción popular que fue interpuesta. En cuanto a los avances, los magistrados indicaron que la planta se encuentra en obra negra y la infraestructura existente, que supera una inversión de 60 mil millones, no soluciona el problema.

La obra principal va a tener un costo superior a los cien mil millones de pesos y aun no se tiene resueltos los diseños y esto genera incertidumbre técnica en cuanto a la financiación y sobre las posibilidades de que todo el sistema sea viable y funcione de forma adecuada.

En cuanto a la planta alterna, el alcalde de Yopal señaló que en aproximadamente en tres o cuatro meses, estaría resuelto el problema de suministro del líquido para esta ciudad; no obstante existen algunos inconvenientes de orden jurídico por el contrato de la planta modular que se realizó en el pasado, la cual finalmente no funcionó.

Por parte de la administración municipal, se espera que el tribunal de Casanare les brinde la plena tranquilidad en la inversión de recursos cercanos a los 2 mil millones de pesos, sin que se resulte involucrada en los líos jurídicos como los que se afrontan por parte de la administración anterior.

En la visita los magistrados expresaron preocupación porque el término de construcción está a punto de cumplirse y existen inversiones de muchos elementos que no sirven para nada.

Según el alcalde de Yopal, preocupa que los sobrecostos superan casi el 100% de la obra, que ya lleva cerca de siete años en el proceso constructivo sin que se dé una solución definitiva.