Cargando contenido


Desde el miércoles 3 de enero empezarán a regir las nuevas tarifas del transporte público para Bucaramanga durante el año 2018.


El Área Metropolitana de Bucaramanga, AMB pactó el aumento en las tarifas del transporte público en 200 pesos, entonces los ciudadanos pagarán 2.300 pesos por los pasajes del transporte masivo Metrolínea y de los buses urbanos y una tarifa mínima en el servicio de taxi de 5.300 pesos.

El director del AMB, Rodolfo Torres indicó "este precio sale por una fórmula que existe y que se tienen en cuenta los costos operaciones y el número de pasajeros, por ejemplo, durante este año que pasó el índice de pasajeros por kilómetro bajo y entre menor sea el índice pues eso penaliza más el transporte".

"La idea es que el índice de pasajeros mejore y pues vamos a buscar unas opciones más adelante, para tratar de mejorar el precio  y por eso lo iremos revaluando cada tres meses, sabemos que la fórmula es muy estricta y por eso el aumento de 200 pesos se aplicará para las carreras de taxi y los pasajes de buses convencionales y Metrolínea" agregó Rodolfo Torres.

De acuerdo con la tarifa de taxi, se da bajo una metodología del Ministerio de Transporte, en donde se tiene en cuenta el precio de gasolina, número de carreras.

El Área Metropolitana aseguró que para el 2018 no se aprobó el recargo al aeropuerto Internacional Palonegro y que el recargo nocturno para los trayectos en taxis quedó en 600 pesos.

Opinión Transportadores

En desacuerdo se declararon algunos gremios transportadores con el aumento que pactó el área metropolitana de Bucaramanga para los buses convencionales, Metrolínea y carreras de taxi. Según Giovanny Jaimes, gerente de Transgirón, el incremento no va de la mano con lo que deben invertir para transportar a los usuarios y lo único que hará será favorecer al transporte ilegal como el mototaxismo.

Por su parte, Carlos Rangel, vocero de los taxistas, indicó que aunque el AMB realiza análisis y estudios para determinar el aumento, no se tuvieron en cuenta factores claves como el gasto diario que asumen los taxistas del área metropolitana.

Los gremios de transportadores no comparten el aumento de 200 pesos en los pasajes y carreras de taxi pues aseguran que no fueron tenidos en cuenta y que dicho incremento favorecerá al mototaxismo.