Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

La Alcaldía de Piedecuesta aseguró que no hay plan de movilidad.
RCN Radio.

De paciencia se han tenido que armar los conductores que transitan desde el sur del departamento hacia Bucaramanga y viceversa, ante los graves problemas de movilidad

Todo ocurre por cuenta de los trabajos de reparcheo y arreglo de la malla vial, los cuales están a cargo del Instituto Nacional de Vías (Invías) y no fueron anunciados con suficiente anticipación, por lo que los conductores se han encontrado con esta dificultad.

Lea además: Ataque a bala deja un muerto y dos heridos en Bucaramanga

Miguel Aguilar, transportador que va hacia la Costa Caribe, sostuvo que la fila de vehículos empieza desde Piedecuesta y se extiende en más de cinco kilómetros, convirtiéndose en un cuello de botella.

Por ese motivo, muchas personas en Piedecuesta llegaron tarde a trabajar, toda vez que el sistema de transporte Metrolínea, tuvo dificultades en la operación.

Mientras tanto, los autobuses y automotores que viajaban hacia el sur o a Bogotá, tuvieron retrasos hasta de dos horas para poder llegar a su destino.

A ello se le sumó una protesta de transportadores, los cuales atravesaron sus vehículos en la vía, sin darle posibilidad a los demás para que pudieran circular.

Según explicó a RCN Radio uno de los conductores, en dos puntos se presenta represamiento: uno cerca del retorno Platacero y otro punto en el carril contrario, por parte de taxistas, quienes decidieron exigirle al Gobierno que haya control sobre la informalidad.

Otro de los conductores sostuvo que demoró dos horas y media para poder trasladarse desde Piedecuesta hacia Bucaramanga, cuando el traslado en forma normal no supera los 45 minutos.

Los conductores pidieron mayor agilidad en las obras de reparcheo, toda vez que estos trabajos no avanzan y día a día es más compleja la movilidad.

Lea además: Metrolínea reactiva su operación este martes tras lograr un acuerdo

Sin plan de tránsito

El secretario de Tránsito del municipio de Piedecuesta, Ricardo Ardila, indicó que no hay un plan de tráfico, razón por la que pidió que en donde haya tres carriles de circulación, por lo menos se mantengan dos habilitados.

La petición fue hecha al Instituto Nacional de Vías (Invías) al que además se le pidió que los trabajos sólo se realicen en la noche o se analice la posibilidad de suspender temporalmente la obra por las festividades de Navidad y año nuevo.

El funcionario indicó además que sobre esta vía y justo donde se realiza el arreglo de la calzada se han incrementado los accidentes.

Por último, se exigió un plan de contingencia consistente en un contraflujo, con el acompañamiento de la Policía de Tránsito y Transporte, entre las seis y las nueve de la mañana, con el fin de evacuar el alto tráfico y la congestión en sentido sur-norte.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.