Cargando contenido

Son 800 las personas que resultarían afectadas con la cesación de actividades de esta organización.

Son 800 personas del vecino país las que reciben atención allí.
Foto: RCN Radio.

Un incremento en las quejas por ruido excesivo e inseguridad, por parte de residentes del barrio San Alonso de Bucaramanga, sector donde funciona la Fundación Entre Dos Tierras -que atiende a venezolanos- llevó a la Alcaldía a dar un ultimátum que podría llevar al cierre de la institución.

El llamado es a que se corrijan estos inconvenientes, toda vez que los vecinos del lugar han reiterado su preocupación por personas que generan desorden, ruido y en ocasiones dejan suciedad.

Le puede interesarHijo del alcalde de Bucaramanga reconoció comisión para manejo de basuras

Alba Pereira, líder de la fundación señaló que es difícil la situación y, de no encontrarse una solución, por lo menos unas 800 venezolanos se quedarían sin el apoyo que les ofrecen desde hace varios años.

Una de las primeras tareas es adelantar reuniones con empresarios, con el fin de obtener apoyo para esta población. “Estamos en una hora cero, porque ya sobrepasamos lo que se debe hacer, aunque el POT (Plan de Ordenamiento Territorial) nos permite funcionar, no se esperaba tanta concurrencia de personas”, agregó.

Sostuvo que es normal la preocupación de la comunidad, la cual no soporta la afectación de los últimos meses, dado el incremento de venezolanos que llegan en busca de ser atendidos.

Puede consultarAlerta en Santander, ocho municipios del departamento con brote de dengue

Sostuvo que lastimosamente debe buscarse un sitio lejos de ese sector residencial para poder ubicar la fundación y atender a las personas que día a día llegan en busca de ayudas.

Enfatizó que de no ser así, muchos de ellos aguantarán hambre porque no tienen conocidos o familiares que los puedan socorrer. “De ningún organismo recibimos apoyo y sólo pedimos un poco de comprensión”, puntualizó Alba Pereira.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido