Cargando contenido

Jorge Gómez Villamizar, contralor del municipio, indicó que ya se aceptó la denuncia y que iniciarán las indagaciones.

Dinero
Colprensa

La denuncia la hizo el gerente del Instituto de Salud de Bucaramanga (Isabu) Juan Eduardo Durán ante la Contraloría Municipal, organismo al que solicitó investigar las posibles irregularidades que pudieron presentarse en la ejecución del convenio firmado entre la Alcaldía de Bucaramanga y la Universidad Industrial de Santander.

Dicho convenio liquidado tenía como objetivo ‘Ejecutar actividades para el desarrollo del proyecto de implementación de la estrategia ‘Mil primeros días de vida’ en el municipio de Bucaramanga y en él, según el directivo de Isabu se habrían derrochado mil millones de pesos.

Jorge Gómez Villamizar, contralor del municipio, indicó que ya se aceptó la denuncia y que iniciarán las indagaciones para corroborar las acusaciones del posible derroche de dinero en el convenio que buscaba favorecer a las madres gestantes y a bebés recién nacidos.

“Son posibles irregularidades en temas del sistema de salud y tratamiento a madres gestantes porque en ese convenio se estipulan algunas cláusulas y en la denuncia se dice que no se cumplieron. Lo que puedo decir es que se aperturó esa queja para empezar un proceso investigativo que se mantendrá bajo reserva sumarial hasta que se pueda informar a la luz pública”, agregó el Contralor Gómez.  

Entre las posibles irregularidades del convenio firmado entre la UIS y la Alcaldía de Bucaramanga está el pago de 105 millones de pesos a la institución académica por el diseño y la entrega de carnés a las madres gestantes, actividad que según el gerente de Isabu jamás se hizo.

Así mismo se denuncia que se habría pagado la suma de dinero de 3 millones de pesos a la Universidad Industrial de Santander por ser mediador en el registro civil de los bebés recién nacidos, cuando según el gerente del Isabu hay un convenio directo con la Registraduría Nacional para hacerlo.

Encuentre más contenidos

Fin del contenido