Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Niño quemado en Santander
Niño quemado en Santander
Suministrada a RCN Radio.

Debido a la gravedad de las quemaduras de tercer grado que sufrió en más del 95% de su cuerpo, murió el menor de 3 años de edad que había caído a una paila hirviendo en la que se preparaba panela en un trapiche ubicado en el municipio de San Joaquín (Santander). 

El menor estaba siendo atendido en el pabellón de quemados del Hospital Universitario de Santander, después de ser trasladado en un helicóptero ambulancia hasta la 'ciudad bonita', para que los médicos trataran de salvarle la vida. Sin embargo, no fue posible debido a la complejidad de las lesiones. 

El centro médico confirmó que sobre las 6:15 de la tarde de este viernes el cuerpo del pequeño no resistió más y falleció tras haber permanecido con soporte ventilatorio y haber estado bajo pronóstico reservado.

"La ESE Hospital Universitario de Santander lamenta informar que hoy a las 6:15 p.m. falleció el menor de 3 años de edad remitido ayer desde el Hospital Regional de San Gil, quién a causa de un accidente en una caldera de un trapiche panelero sufrió quemaduras de tercer grado en más del 95% de su cuerpo", comunicó el centro asistencial. 

Aunque el personal médico hizo lo humanamente posible por salvar la vida del pequeño, las afectaciones sufridas en casi el 100% de su cuerpo le impidieron seguir con vida.

"El cuerpo médico y de especialistas le brindaron toda la atención necesaria pero debido a la gravedad de sus quemaduras no logró sobrevivir", confirmó el HUS. 

Antes de conocerse la muerte del pequeño, Carlos Ramírez, jefe del pabellón de quemados del Hospital Universitario de Santander, manifestó que su estado de salud era complejo y que era muy difícil que sobreviviera.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.