Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Nuevo Casco Urbano de Gramalote, en Norte de Santander
Nuevo Casco Urbano de Gramalote, en Norte de Santander
Elibardo León Estévez RCN Radio Cúcuta

El compromiso de la firma contratista Unión Temporal, era entregar 128 viviendas totalmente culminadas en el casco urbano del Nuevo Gramalote, el pasado martes 27 de octubre.

El gerente del fondo de adaptación Edgar Ortiz Pabón dijo que: "Ante el incumplimiento de esta firma contratista, se instaurará una demanda de carácter administrativo y judicial en contra de la firma Unión Temporal, esperamos conocer alternativas concretas, que garanticen la entrega de las viviendas, a los beneficiarios de manera responsable".

Le puede interesar: Restricción a menores no sirve si los adultos siguen incumpliendo: Fenalco Cúcuta

Según el señor Ortiz se logró un avance significativo al pasar del 54% de viviendas terminadas al 87%, con la culminación de 321 viviendas, completando de esta manera 860 soluciones habitacionales a octubre del presente año.

Es decir, quedan pendientes para la culminación del proyecto de vivienda, la entrega de 128 casas que se tenían programadas para el pasado 27 de octubre.

El 17 de septiembre se cumplieron 10 años de la destrucción de Gramalote y aún no se entrega la totalidad de las viviendas a los miles de familias damnificadas.

En el mes de marzo del 2017 se dio inició a la llegada de las primeras familias al nuevo casco urbano de Gramalote después de 6 años de espera, algunos fueron beneficiados con subsidio de pago de arriendo.

Lea también:  Alcaldía de Cúcuta busca recuperar el canal Bogotá, catalogado como un 'Bronx'

En la vereda de Miraflores en donde nació el nuevo Gramalote, a 10 minutos del antiguo municipio, llegaron las primeras 54 familias, quienes recibieron un lote de 150 metros cuadrados y una construcción de 70 metros cuadrados.

Existen dos tipos de vivienda, de uno y dos niveles, siendo las de mayor espacio para quienes eran propietarios y las más pequeñas para quienes vivían como inquilinos.

Además, hay preocupación en la población, porque aseguran que no hay garantías para vivir en el nuevo Gramalote por  lo que falta, el hospital, la readecuación de la plaza de mercado y la iglesia.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.