Luego de una recuperación satisfactoria que le ha permitido ganar peso y estatura, en próximos días podría ser dado de alta de la Fundación Cardiovascuclar de Colombia el bebé José Alejandro Ardila Durán, a quien un grupo de médicos logró salvarle la vida.


El procedimiento catalogado como 'un milagro de vida' consistió en instalarle un pulmón artificial al cuerpo de su progenitora María Lised Durán, a quien le habían declarado muerte cerebral cuando tenía cinco meses y medio de gestación.


Mario Ardila, padre del menor que estuvo en el vientre de su progenitora con muerte cerebral hasta los 7 meses, aseguró que la alegría lo invade al ver la evolución del pequeño.

"Ya casi nos dan la remisión para llevarlo a la casa, hemos creído mucho en Dios y eso nos ha ayudado bastante. Nos han dicho que en el transcurso de los días podría salir de la clínica, este es un milagro científico la verdad". 

Leonardo Salazar, médico de la Fundación Cardiovascular, sostuvo que en ningún sitio han encontrado registro de un procedimiento similar, el cual será publicado en una revista científica internacional.


"Lo que queremos es publicarlo en una revista científica para que si en otro lugar del mundo aparece un caso similar sepan cómo actuar y qué procedimiento seguir para poder salvar la vida a un bebé en circuntacias tan complejas".

Por el momento el personal médico de la Fundación Cardiovascular de Colombia ha descartado cualquier tipo de secuela al bebé, por haber permanecido en gestación durante un mes y medio en el vientre de su progenitora la cual tenía muerte cerebral.