Cargando contenido



Un Juez con función de control de garantías se abstuvo de imponer medida de aseguramiento en contra del exgerente del Acueducto Metropolitano de Bucaramanga, Ludwing Stünkel y a la representante legal del Consorcio Suratá, Liliana Bohórquez.

La determinación asumida fue apelada por la Fiscalía, la cual imputó cargos por peculado por apropiación, falsedad en documento e interés indebido en la celebración de contratos.

Según la investigación de la Fiscalía, el exfuncionario firmó el contrato de obra civil Nº 017 de 2015 con la firma Consorcio Suratá 2015, con el objetivo de construir la planta de tratamiento de agua potable Los Angelinos y la planta de tratamiento de lodos Bosconia.

El costo del contrato fue de $41 mil 631 millones y según la denuncia instaurada el contratista realizó manejos indebidos a los dineros entregados como anticipo que correspondió al 30 por ciento del valor total, es decir, cerca de $12 mil millones.

Duranta la misma investigación se encontró que con esos dineros se hicieron pagos destinados a rubros que no estaban incluidos en el contrato.