98 reclusos postulados a la ley de justicia y paz en medio de un acto de reconciliación y perdón, indicaron que son consecuentes que no van a calmar el dolor, ni tapar sus conciencias pero sí mayor tranquilidad a sus familias. Al acto de perdón, una iniciativa surgida desde los 98 postulados a la Ley de Justicia y Paz que permanecen recluidos en la cárcel de Cúcuta, también se vinculó un grupo de ex guerrilleros del Eln, del Frente Juan Fernando Porras Martínez, señalados de participar en diversas masacres y desplazamiento de familias campesinas Juntos, uno al lado del otro, ex guerrilleros y ex paramilitares, otrora enemigos a muerte, oraron, cantaron, rieron, lloraron y pidieron perdón por los crímenes cometidos en Norte de Santander. Luis Fernando Niño, secretario de Víctimas de Norte de Santander y a quien los postulados contactaron desde el principio para que les ayudara a hacer realidad el acto de perdón, sostuvo que escenarios como ese, son los que demuestran que la paz sí es posible. “La paz que se está negociando en La Habana, es la paz política, importante, sin duda, pero esta tiene que ir acompañada de estos escenarios de paz en los que nos podemos demostrar que, a pesar de nuestras diferencias, todos tenemos cabida en este país”, puntualizó Niño.