Mientras el ministerio de defensa considera que se ha logrado reducir la inseguridad en la frontera, la ONG Progresar dice lo contrario que infortunadamente se han incrementado los índices de homicidios. Wilfredo Cañizares dijo que infortunadamente grupos al margen de la ley procedentes de Venezuela, se han replegado en Cúcuta y su área metropolitana “hace un mes  sacamos una acción urgente por la presencia de los urabeños y rastrojos en los municipios de El Zulia, Cúcuta y Puerto Santander quienes realizan control  a las distintas actividades de la comunidad”. Así mismo dijo que en los últimos 15 días se han registrado aproximadamente 15 homicidios, el 80% de estas muertes se han cometido a través del sicariato, no sé si esto es un panorama de  seguridad en la frontera después de su cierre hace tres meses, puntualizó Wilfredo Cañizares. Según un informe del Ministerio de Defensa, conocido por RCN La Radio, los hechos delictivos y armados en la frontera con Venezuela tuvieron una sensible disminución, desde que el pasado 16 de agosto, cuando el gobierno del presidente Nicolás Maduro, decidió cerrar los pasos fronterizos. No obstante, señala la entidad, en tres delitos se registró un incremento en el número de casos, el hurto de vehículos que vivió un aumento del 28%, ya que este año, del 20 de agosto al 9 de noviembre, fueron robados 525 automotores, contra los 410 de igual período del 2014. Así mismo, el hurto de motocicletas sufrió un incremento del 41%, al totalizar 488 casos, a diferencia de los 447 ocurridos el año pasado. Mientras que fueron reportados 4 casos de piratería terrestre. Mientras el comercio percibe mayor seguridad, algunos líderes comunales dicen que continúan los atracos y los homicidios en determinados sectores de la ciudad.