Cargando contenido

En el municipio de Tibú (Norte de Santander) se instalará un equipo especial migratorio.

Comisión del Gobierno recorriendo la zona de frontera colombo-venezolana
Comisión del Gobierno recorriendo la zona de frontera colombo-venezolana
Cortesía Gobernación Norte de Santander

La comisión del Gobierno Nacional que se reunió en la ciudad de Cúcuta con las autoridades territoriales, realizaron un recorrido por la zona de frontera, uno de los puntos más importantes que se trató en esta reunión, que tuvo lugar en las instalaciones de la Gobernación local.

Entre los anuncios más importante que se realizó en el marco de esta visita, tiene que ver con el refuerzo de controles por parte de Migración Colombia y la fuerza pública a lo largo y ancho de la zona de frontera Colombo-venezolana.

Le puede interesar: Crece la alerta en Villa del Rosario ante venezolanos que llegan sin control por coronavirus 

Asimismo, se confirmó la construcción de un plan estratégico fronterizo con un componente tecnológico, de bioseguridad y control de fronteras coordinado desde el área metropolitana de Cúcuta.

Sumado al fortalecimiento del pie de fuerza militar y policial, por parte del Ministerio de Defensa, con el fin de garantizar la seguridad en pasos legales e ilegales que son utilizados por delincuentes para múltiples actividades fuera de la ley.

Juan Francisco Espinosa, director de Migración Colombia, aseguró que el país después del 1 de junio, mantendrá cerradas sus fronteras aéreas, marítimas y terrestres, salvo excepciones humanitarias.

"La propiedad del Gobierno es la protección de nuestros nacionales en la zona de frontera y, en ese caso, seguimos con el cierre de la mismas; recuerden que son tres excepciones casos fortuitos, caso mayor o temas humanitarias, las cuales son revisadas en Cúcuta", expresó el director de Migración Colombia.

Lea también: Sudamérica se convierte en el epicentro del coronavirus: OMS 

Además, se determinó que el municipio de Tibú contará con un grupo especial migratorio, ante la alta presencia de esta población venezolana, que cruza sin ningún tipo de control la frontera en medio de la pandemia de la COVID-19.

Jairo García, viceministro de Defensa, confirmó que cerca de 130 hombres de la Policía Nacional y 800 hombres del Ejército están custodiando los miles de kilómetros de frontera común para contrarrestar hechos de violencia en la región.

Entre tanto, en temas de salud el gobernado,r Silvano Serrano, manifestó que se estarán adelantando las gestiones pertinentes para aliviar la multimillonaria deuda por atención a población migrante que supera los 55 mil millones de pesos en el Hospital Universitario Erasmo Meoz.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido