Diariamente 1.500 personas vienen cruzando la frontera desde hace doce días, generando una crisis humanitaria, 12 mil colombianos han salido de Venezuela.



Una misión  de representantes del sistema de las Naciones Unidas  en Colombia recorrió los albergues en Cúcuta y Villa del Rosario en la frontera con Venezuela, para conocer la situación humanitaria de los colombianos deportados y retornados en los últimos días.

La delegación fue encabezada por Fabrizio Hochschild coordinador  residente y humanitario y representante del PNDU dijo que 12 mil personas han atravesado la frontera entre deportados y retornados quienes se ven obligados a salir de Venezuela por la presión de las autoridades.

A pesar de los esfuerzos nacionales de respuesta ante esta crisis humanitaria persisten las necesidades en albergues, registro, agua y saneamiento, salud y  hay vacíos en protección. En los albergues los afectados expresaron su preocupación  por su futuro y el de su familia.

Así mismo dijo “recibimos denuncias sobre refugiados y solicitantes de asilo quienes pese a su status habrían sido obligados a regresar a Colombia, estamos verificando estos casos de ser constatado constituiría una violación del derecho internacional del refugiado”.

Agrego la delegación de las Naciones Unidas que solamente a través del dialogo se logra la salida al conflicto, pero hasta la presente ni Colombia ni Venezuela ha solicitado a la ONU su intervención.