Cargando contenido

El consumo de licor está prohibido en los sitios públicos y de comercio.

Disposición adopta por el Gobernador de Santander
Ingrid Jaimes/ RCN Radio

Después del 16 de septiembre cambiará el pico y cédula en Santander. Será ahora para dígitos pares e impares, según las determinaciones del Gobierno departamental, medida que se extenderá hasta el 30 de septiembre.

De acuerdo a las medidas establecidas para el departamento, el toque de queda continuará de 9 p.m. a 5 a.m., con excepción de Barrancabermeja que inicia de 11 p.m. a 5 a.m.

El gobernador de Santander, Mauricio Aguilar, señalo que “se implementará el pico y cédula par e impar, comenzando el día 16 de septiembre con los números pares, de igual manera se mantiene el toque de queda, debido a que se siguen presentando fiestas, aglomeración de personas, riñas en diferentes sitios de la ciudad y un alto consumo del alcohol”.

Le puede interesarPico y cédula y toque de queda podrían modificarse en Santander

El mandatario departamental agregó que “para las personas que practican deporte les reiteramos que deber ser individual, no se van a permitir hacer deportes grupales, porque no permitiremos aglomeraciones de ningún tipo”.

Otra de las medidas claves para Santander corresponde con la continuidad de la alerta roja hospitalaria, debido a que uno de los propósitos para las autoridades es lograr bajar la ocupación de camas UCI que prestan el servicio de atención para las personas con  el Covid-19.

De igual forma, se continuará aplicando la estrategia de Pruebas, Rastreo y Aislamiento Selectivo Sostenible (PRASS), que servirá para detectar posibles casos de contagio en Bucaramanga, Área Metropolitana y en diferentes municipios de Santander.

Lea tambiénMultan a propietaria de negocio por poner cartel de #NosEstánMatando

“Cabe mencionar que los sectores autorizados en el mes de septiembre, de acuerdo a la reactivación económica, como transporte intermunicipal, turismo, hotelería, restaurantes, deberán continuar con los protocolos de bioseguridad y las restricciones de ocupación establecidas”, añadió Aguilar.

Caso excepcional se presenta en Bucaramanga que, de acuerdo a las disposiciones del alcalde Juan Carlos Cárdenas, dejó claro que en el municipio se levantó la medida del pico y cédula.

El toque de queda en Bucaramanga será de 11 p.m. a 5 a.m.; diferente a la disposición del Gobernador de Santander. El mandatario de los bumangueses asegura que estas determinaciones se dieron luego de una reunión que se sostuvo con los gremios económicos y la comunidad en general.

El objetivo principal asegura el alcalde Cárdenas es continuar reactivándose con seguridad, sobre todo recuperando los puestos de trabajo.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido