El acto de intolerancia se produjo en un establecimiento comercial en Barrancabermeja, Santander, cuando un ciudadano se negó a pagar las cervezas que había consumido en compañía de unos amigos. Enfurecido, el dueño del lugar agredió con un machete en varias ocasiones al barramejo ocasionándole heridas de consideración en su cuello y rostro. Luis Ospino, coordinador médico del Hospital Regional del Magdalena Medio, aseguró que la víctima deberá ser sometida a una cirugía plástica. "El paciente ingresó con una herida en su cuello por lo que recibe atención médica. Debe ser valorado por una cirujana para practicarle una intervención plástica porque la verdad intentaron 'bajarle' la cabeza", explicó. Una herida de 10 centímetros sufrió el hombre que se negó a pagar las cervezas que había bebido en compañía de algunos amigos por parte del dueño del establecimiento comercial quien le exigió bajo agresión con un machete que le cancelara las bebidas alcohólicas.