Cargando contenido

Esto ha multiplicado los ingresos económicos de los pescadores de la región.

Barrancabermeja
La situación ha atraído a cientos de turistas.
Suministrada a RCN Radio.

Al muelle de Barrancabermeja, Santander han arribado propios y visitantes a comprar bagre y bocachico, especies que hacen parte de la primera subienda del año en el río Magdalena. 

Debido a la gran cantidad del alimento, la unidad de bocachico, una de las especies más apetecidas en Colombia, se está comercializando entre 300 y 500 pesos, lo que ha disparado las ventas en el 'puerto petrolero'. 

Lea además: Buscan superar retrasos en facturación del impuesto predial en Bucaramanga

Wilfran Zambrano, presidente de la Asociación de Comerciantes del sector La Rampa en Barrancabermeja, indicó que la venta del alimento ha sido considerada por los pescadores como "el mejor aguinaldo", toda vez que sus ingresos económicos se han multiplicado. 

"La subienda empezó a darse desde el 7 de enero y esperamos que si el caudal del río sigue bajando, vamos a tener bocachico y bagre para una larga temporada", dijo el pescador y comerciante. 

"Hay bocachico que se está vendiendo entre 300, 500 y 600 pesos pero hay que aclarar que es el pescado pequeño, porque el grande, que es el que siempre sale, sí tiene un valor más elevado", agregó. 

Esta es la segunda subienda de pescado que se presenta en Barrancabermeja en menos de un mes, pues a mediados de diciembre se había presentado una situación similar que dejó ganancias para los comerciantes del alimento. 

Le puede interesar: Menor venezolano muere al caerle encima un arco de fútbol

"Ese es el aguinaldo que nos dan porque siempre anhelamos la subienda de bocachico y afortunadamente al estar ahí en el borde del río Magdalena podemos comercializarlos; porque de aquí se mandan viajes a otras regiones del país y gran parte de Colombia. Prácticamente nos están dando el sustento para los útiles escolares de nuestros hijos", explicó Zambrano.

En el sector La Rampa y en el muelle de Barrancabermeja se comercializan los millares de bocachico y bagre que aparecieron en el río Magdalena gracias a la primera subienda del año en el 'puerto petrolero'. 

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido