Con suspensión de 9 meses fueron sancionados 12 exdiputados a la Asamblea de Santander, luego de haber modificado la estructura organizacional y el manual de funciones y competencias de la Contraloría Departamental.

Se trata de Fernán Gabriel Rueda, Iván Aguilar, Álvaro Celis, Luis Eduardo Díaz, Luis Tulio Tamayo, Rubiela Vargas, Jorge Eliécer García, José Ángel Ibañez, Luis Fernando Peña, Édgar Higinio Villabona, Camilo Arenas y Henry Hernández.

Según consideración de la Procuraduría los diputados desconocieron el numeral 9 del artículo 300 de la Constitución Política, el cual establece que son funciones de la Asamblea “autorizar al gobernador del departamento para celebrar contratos, negociar empréstitos, enajenar bienes y ejercer protempore, precisas funciones de las que les corresponden a las Asambleas Departamentales”.