Cargando contenido

Foto cortesía Bomberos Cali.



Un elemento fundamental con el que el Cuerpo de Bomberos del municipio de Ocamonte atiende emergencias y apaga incendios forestales, fue hurtado por dos personas que aprovecharon que la máquina fue dejada a un costado de la zona rural para apagar las llamas que consumían la vegetación.

Alonso Rincón del Cuerpo de Bomberos de la localidad, manifestó que ahora sus funciones quedaron limitadas para atender nuevas quemas puesto que el elemento cumplía dicha labor y que el esfuerzo físico tendrá que doblarse.

"Cuando logramos mitigar el incendio bajamos y nos habían hurtado unos elementos que son muy valiosos, lo poco que tenemos nos lo quitaron. La pérdida es más o menos de $600 mil pesos y es algo de echamos para apagar los incendios cuando se presentan". 

El alcalde de Ocamonte, Santander, Cesar Castillo, indicó que el elemento está avaluado en 600 mil pesos aproximadamente y que perjudica a los bomberos voluntarios de la localidad.

"El vehículo contenía unos elementos en el platón y es allí donde se perdieron unas fumigadoras que ellos voluntariamente ayudan a resolver las emergencias. No es posible que esto suceda cuando tenemos es que apoyar al Cuerpo de Bomberos del municipio". 

Los bomberos voluntarios se dieron cuenta del robo cuando ya habían cumplido su labor de apagar el incendio forestal en una zona rural del municipio de Ocamonte y evidenciaron que el elemento que usan en dichas emergencias había sido hurtado del platón del vehículo bomberil.