Cargando contenido

Este jueves se llevó a cabo en El Tarra, el entierro de seis personas oriundas de la localidad, quienes fueron asesinadas el pasado lunes.

Mientras que las otras tres víctimas fueron trasladadas al sur del Cesar, Ocaña y al corregimiento de San Pablo, en donde sus familiares los despedirán con una eucaristía.

El obispo de Tibú, monseñor Alberto Sánchez dijo a RCN Radio que "lamentablemente de nuevo se registra una acción violenta en donde la población civil, vive el dolor inmenso que solamente se sanará con la ayuda de Dios".

El jerarca de la iglesia católica, acompañó a varias familias de las víctimas y dijo que se debe acabar la cultura de la muerte, que infortunadamente toma fuerza. "matar es pecado y no se puede volver a repetir la historia de la muerte, el desplazamiento y el dolor en niños huérfanos y mujeres viudas".

Mientras tanto, los familiares de las víctimas de la masacre, esperan una rápida respuesta de las autoridades, que les permita aclarar el porqué de estas muertes, y conocer quienes son los autores de lo sucedido, con el objetivo de evitar que esta masacre quede impune, dijo el hermano de una de las personas asesinadas.

La comisión especial de la Fiscalía continúa en El Tarra, en donde avanzan en la investigación que inició el pasado martes, de acuerdo a las pruebas adquiridas en la escena del crimen, aunque la Policía insiste en que “los cuerpos fueron movidos, y posiblemente los elementos de prueba fueron sustraídos del lugar”, dijo a RCN Radio el coronel William Moyano.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido