Cargando contenido

Foto: RCN Radio


Una alteración del orden público presentado dentro del establecimiento carcelario del municipio de San Gil dejó siete internos heridos. Según informaron las autoridades, se tuvo que emplear gases lacrimógenos y apoyo de la Policía del municipio para controlar la situación.


El secretario del interior de Santander, Manuel Sorzano, indicó que “por una riña que se presentó entre internos santandereanos y algunos internos trasladados desde la ciudad de Cartagena, lo que conllevó a inconformismos de convivencia que en algunas ocasiones se registra en centros penitenciarios del país”.


Esta riña dejó a siete personas heridas que fueron trasladadas al Hospital Regional de San Gil, no obstante la situación fue controlada por parte de Bomberos, Policía Departamental y personal del INPEC.


El funcionario departamental aclaró que no se presentó un intento de fuga, ya que fue una riña interna sin llegar al intento de fuga.


Ante la denuncia que hizo la comunidad en la que aseguran que durante los fines de semana hay un porcentaje mínimo de vigilancia en el centro penitenciario en San Gil, Manuel Sorzano señaló que “ésta situación debe reconsiderar el INPEC, teniendo en cuenta que durante los fines de semana se presentan visitas, y por ende no se debe bajar la guardia, por eso hacemos un llamado al sindicato del INPEC”.


Esta riña se registró después de finalizar la visita de hombres al centro penitenciario, la comunidad del sector teme que se vuelva a registrar esta clase de riñas que alteran el orden público, por eso se oponen también a la ampliación de la cárcel, pretensión del Gobierno Nacional.