El Presidente Juan Manuel Santos se refirió al incidente que involucró a un avión de Avianca y unas aeronaves venezolanas, dijo que todo estaba bajo control y no debería existir ninguna preocupación.

Desde el municipio de Tibú, Norte de Santander, el Jefe de Estado explicó que los ministros de ambos países, ya hablaron y solucionaron las cosas, por tal motivo, no existía mayor preocupación porque ya todo estaba aclarado.

"Ya hablaron los ministros, los cancilleres, ya se aclaró todo, todo está normal, podemos estar libres totalmente de preocupación", sostuvo el mandatario de los colombianos.

Hay que recordar que horas antes, desde el Ministerio de Defensa, se indicó que el ministro Luis Carlos Villegas sostuvo una conversación con su homólogo venezolano, general Vladimir Padrino, “de quien recibió la decisión de investigar a fondo las causas de este incidente”, al tiempo que acordaron agilizar las comunicaciones entre los Sistemas de Alerta Temprana de ambas naciones.

Así mismo, el Ministerio de Defensa realizó el siguiente recuento de los hechos:

“A las 7:10 de la noche del viernes 21 de octubre del presente año, el Sistema de Vigilancia y Alerta Temprana de la Fuerza Aérea Colombiana detectó en territorio venezolano el avión de Avianca AVA011, que cubría la ruta Madrid- Bogotá”, resumió.

Agregan que “de igual forma, el Sistema detectó en la misma posición otra aeronave con similares condiciones de vuelo a corta distancia del avión comercial”.

Informaron que la tripulación de Avianca hizo un llamado al Centro de Control de Bogotá, reportando la cercanía de una aeronave.

“Posteriormente, a las 7:14 de la noche la aeronave que volaba cerca del avión de Avianca tomó rumbo norte y se alejó. El avión comercial continuó con su plan de vuelo, ingresando a las 7:19 de la noche a territorio colombiano, y finalizó su itinerario aterrizando en el aeropuerto El Dorado a las 8:05 de la noche”, indica el comunicado.

Reacciones

El Presidente del Congreso, Mauricio Lizcano rechazó esta situación y consideró que esta situación es una ofensa a Colombia.

“Rechazamos la actitud del gobierno venezolano, de utilizar aviones militares en contra de una aeronave civil, consideramos que es violatorio a todos los tratados de Aeronáutica Civil, pero además es una ofensa contra el pueblo colombiano y esperamos que el Gobierno la rechace con toda contundencia y prevenga que estas situaciones se repitan en el futuro”, sostuvo.

Por otra parte, el Representante Efraín Torres, del Partido de la U, calificó este hecho como ‘irresponsable’ por parte de las autoridades venezolanas.

“Es una irresponsabilidad del Gobierno de Venezuela que utilice uno de los aviones de sus fuerzas militares, para hostigar un vuelo comercial que desde hace muchos años se realiza, acá se ha violado el Convenio de Chicago, donde cualquier avión comercial puede volar por los cielos de cualquier país sin violar la soberanía del espacio aéreo”, explicó.

A su turno, el Defensor del Pueblo, Carlos Negret se mostró prudente sobre este hecho, y espera que los dos Gobierno se pronuncien sobre este hecho y enfatizó, que esta situación no puede repetirse

“Según la información suministrada, el avión de Avianca activó una alarma, como consecuencia de un hostigamiento por parte de otra aeronave, eso es muy grave, pero dejemos que la Cancillería envíe su nota, para saber qué contestará el gobierno venezolano, es un error absurdo lo que sucedió y no se debe repetir”, puntualizó.