Cargando contenido

Y es el momento de compartir con ustedes una idea sencilla: no hay un solo periodista en Colombia que haya vivido un país en paz y que haya cubierto un país en paz. Todos, desde el momento en que empezamos en este oficio, vimos nuestra realidad atravesada por el conflicto. Eso nos ha dado una manera de pensar que a veces no nos permite entender el país en toda su dimensión.

Tal vez sea hora de ser capaces de mirar más allá, de entender que pasan otras cosas, buenas y malas pero que van más allá de esta manera de matarnos. Por eso mi compromiso es decirle hoy al país que soy capaz de hacer un periodismo que promueva la convivencia, que escuche las distintas opiniones, que escuche la diferencia. Soy capaz de mirar más allá de lo evidente, más allá de lo que vende. Soy capaz de abrir estos micrófonos a tantos colombianos que tienen mucho por decir y poco espacio para hacerlo. Soy capaz de ver a los otros, a los que piensan distinto, como seres humanos y no como enemigos. Soy capaz de escuchar.