Cargando contenido

Según las autoridades, organizaciones armadas al margen de la ley están entregando panfletos que tienen en jaque a reconocidos comerciantes.

RCN Radio

Una difícil situación vive en materia seguridad el departamento de Caquetá por estos días. El delito de extorsión se suma al fenómeno criminal del reclutamiento ilícito de menores de edad, situación que se evidenció luego del criticado bombardeo de las Fuerzas Militares a un campamento, en San Vicente del Caguán, en el que murieron ocho menores de edad.

De acuerdo con información que conoció RCN Radio con fuentes de la Fiscalía General de la Nación, en Florencia se prendieron las alarmas ya que varias estructuras armadas ilegales amenazaron de muerte a reconocidos comerciantes de la región, por medio de panfletos que han sido repartidos en varios sectores de la capital de Caquetá.

Lea además: Ley Andrés Felipe Arias generó primera pelea en el Congreso

De acuerdo con los investigadores, los comerciantes de esa parte de la ciudad han venido siendo constreñidos a través del envío de panfletos o citaciones que les han hecho llegar a sus locales comerciales por grupos de delincuencia común o de otra índole, para entregar altas sumas de dinero, pues de no hacerlo sus vidas estarían en riesgo”, indicó la Fiscalía.

La entidad añadió que “en la zona céntrica de Florencia (Caquetá), se socializó con la ciudadanía, a través de volantes, información útil para prevenir y evitar delitos como el secuestro y la extorsión, siendo este último un flagelo que ha afectado a la población los últimos días, según las denuncias recibidas por el ente acusador, ya que es una zona comercial reconocida”.

Ante el panorama de riesgo que existe en Florencia, un equipo especial del Gaula en compañía de agentes del Cuerpo Técnico de Investigación (CTI), se desplazaron a la zona y realizaron varios recorridos en donde recepcionaron las inquietudes, preocupaciones y denuncias del los comerciantes, en donde los uniformados entregaron tips de seguridad, así como alertas para evitar ser objeto de estos fenómenos criminales.

También las autoridades hicieron un llamado a la comunidad a que pongan en cocimiento de las autoridades las amenazas y hechos que puedan atentar en contra su vida en las instalaciones de la Fiscalía, la Policía o de manera virtual a través del aplicativo ADenunciar.

Bombardeo campamento Caquetá

 

El jueves de esta semana, el senador Roy Barreras aseguró que existe evidencia suficiente para demostrar que el entonces ministro de Defensa, Guillermo Botero y el Ejército Nacional tenía conocimiento de la presencia de menores de edad en el bombardeado campamento de alias 'Cucho', jefe de las disidencias de las Farc en el departamento del Caquetá, en hechos registrados el 29 de agosto.

Le puede interesarIván Duque, apuntando ahora a extinguir el reclutamiento de menores

Para el congresista, el personero de Puerto Rico (Caquetá) había puesto en conocimiento de las autoridades que dicho grupo armado ilegal había reclutado a menores de edad en la zona, principalmente niñas.

En el debate de Voces RCN, el congesista del partido de 'La U' presentó las actas que presentó el personero "cada mes" a las diferentes autoridades en tres consejos de seguridad advirtiendo que habían menores reclutados antes del bombardeo

"Tres de ellos eran niñas en condición de secuestradas, y que la comunidad y sus familiares temían que fieran victimas de abuso sexual. Reclamaba el Personero al Estado que las rescatara, pero en vez de rescatarla los bombardearon", dijo. 

En medio del debate, Barreras -quien fue uno de los citantes al debate de moción de censura contra Botero- cuestionó la actitud del ahora exministro, señalando que nunca mostró sus condolencias con los familiares de los ocho menores de edad que murieron en el bombardeo. 

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido