Según el contrato, el lote fue arrendado para adelantar actividades ganaderas.

Lote en extinción de dominio en Popayán
Lote en extinción de dominio en Popayán.
Foto: RCN Radio

El predio que actualmente está bajo el control de la Sociedad de Activos Especiales, aparece como arrendado al defensor del Pueblo del Cauca, Norman German Granja, como se evidencia en un contrato firmado entre las partes, en el que se acuerda como plazo de duración de 48 meses, comprendidos entre el 21 de septiembre del 2017 hasta el 20 de septiembre del 2021.

Según el contrato, el lote fue arrendado para adelantar actividades ganaderas.

RCN Radio conoció que el predio con número de matrícula inmobiliaria 120-5129, ubicado en el norte de la ciudad de Popayán, empezó a ser vendido por lotes de una extensión de 7 x 14 metros cuadrados, a pesar de tener varias anotaciones en el certificado de tradición, entre ellas el proceso con la Sociedad de Activos Especiales, entidad que tiene por objeto administrar bienes especiales que se encuentran en proceso de extinción o se les haya decretado extinción de dominio.  

La jefe de la oficina de Planeación, Francisco Zuñiga, indicó que a su dependencia empezaron a llegar ciudadanos averiguando por la legalidad de la venta de estos lotes. Se empezó a indagar y se confirmó el proceso de embargo que tiene la finca.

“Hicimos un operativo en el lugar y la gente que estaba comprando nos recibió mal e hicieron y no atendieron nuestros requerimientos”, señaló.

De acuerdo con el certificado de tradición obtenido por RCN el 14 de febrero de este año, el predio en mención, fue adquirido por el señor Javier Andrés Mora Diaz, a través de la modalidad de compraventa en el año 2009. El mismo año, dos meses después de que el señor Mora Diaz, adquiriera el predio, la Fiscalía Tercera Delegada de Bogotá, emitió una medida cautelar de embargo, tal como lo evidencia la anotación número 013 del 13 de marzo del 2009 en el certificado de Tradición.

El 27  de Julio de 2010, el predio quedó bajo la tenencia de la entonces Dirección Nacional de Estupefacientes y luego paso a La Sociedad de Activos Especiales, entidad que la tiene a cargo y que como permite la ley, le arrendó el predio al actual defensor del Pueblo en el Departamento del Cauca, Norman Granja.

A pesar de las anotaciones anteriores que demuestran que el predio no podía ser vendido al estar en un proceso de extinción de dominio, una promesa de compraventa comprueba cómo se habría pagado dinero por el terreno y también fotografías y audios obtenidos por RCN, demuestran que se loteo y empezó a vender a un bajo costo y módicas cuotas.

Una de las primeras irregularidades se evidencia en una promesa de compraventa, autenticada en Notaria Tercera de Popayán y que tiene adjunta una diligencia de reconocimiento de firmas y contenido del documento.

En esta promesa, Javier Andrés Mora Díaz, a quien se le inició el proceso de extinción del dominio, actúa como vendedor del lote y otras dos propiedades. La compradora es la señora Sonia Solano Delgado, con cédula de ciudadanía de Popayán, representante legal de la Asociación Asobinport, con al menos un proceso en la Corporación Autónoma Regional del Cauca, por infracción a un ecosistema boscoso en un sector donde se construyó una parcelación.  

El negocio se realiza por un valor de 8.480 millones de pesos y según la Promesa de Compraventa Autenticada, el día de la firma de la misma, es decir el 9 de febrero de este año, se dio un anticipo de 150 millones de pesos. Como testigos del pacto, aparece el señor Rubén Dario Salazar y sorpresivamente el defensor del Pueblo del Cauca, Norman German Granja, quien tiene arrendado el predio que está a cargo de la Sociedad de Activos Especiales.

El defensor quien además es de profesión abogado, es conocedor que el lote que se está negociando tiene un proceso por extinción de dominio, pero aun así firma como testigo del negocio.  RCN Radio contactó al defensor del Pueblo y afirmó tener conocimiento del caso y se comprometió a tener una entrevista para hablar sobre el particular, pero hasta el momento no se ha dado.

Días después de cerrarse el negocio, se conoció que varias personas querían comprar lotes.

Ignacia o “Nacha” como se hace llamar, es la persona encargada de ofertarlos, recibir la cuota inicial de un millón de pesos y de cerrar el trato en una notaría. Engaña a las personas afirmando que la alcaldía legalizará el proyecto, incluso dice que hay concejales que le ayudan.

El jefe de Planeación municipal Francisco Zuñiga afirma que estos y demás lotes que sean intervenidos sin autorización, no entrarán a hacer parte de la legalidad. Por la venta de este predio, una de las víctimas decidió interponer una denuncia. La víctima afirmó haber pagado cuatro millones de pesos. El director de la Fiscalía en el departamento del Cauca, Leonardo Vergara, señaló que ya se ha iniciado una investigación.

“Estamos iniciando una indagación para determinar quién está detrás de la venta de este lote que efectivamente tiene una medida cautelar. La fiscalía también está investigando las denuncias que sobre urbanizaciones ilegales no han llegado”, dijo el funcionario. De igual manera invitó a las demás víctimas de este hecho para que se acerquen a presentar la denuncia.

Durante la semana pasada, la venta de lotes se detuvo pero, según “Nacha”, la vendedora desde hoy se reactivarían las ventas.

En diálogo con la sociedad de Activos Especiales, se informó que entidad desconocía la existencia de la promesa de Compraventa donde se realiza la venta del predio y en la que además interviene el defensor del Pueblo del Cauca, actual arrendatario, por lo que se tomaran las medidas que sean necesarias.

Encuentre más contenidos

Fin del contenido