Cargando contenido

Guillermo Botero señaló que las evidencias muestran que el indígena Deiner Yunda Camaya, habría muerto tras un impacto de balín.

Mindefensa
RCN Radio

El ministro de Defensa, Guillermo Botero, aseguró que la Fuerza Pública no tuvo nada que ver con la muerte del indígena Deiner Yunda Camaya, quien murió en extrañas circunstancias en medio de las protestas que se adelantan en el departamento del Cauca desde hace más de 20 días.

En diálogo con RCN Radio, Botero precisó que a pesar de que la Organización Nacional Indígena (ONIC), señalara que Camaya fue asesinado en medio de la “represión de la Fuerza Pública”, los resultados de la necropsia demostrarían que no fue así.

“El resultado de la necropcia muestra que esta persona murió como consecuencia de una esfera de un perdigón, que ha podido provenir de un arma convencional que no usa la Fuerza Pública”, dijo.

Lea tambiénLas pérdidas económicas del sector agrario en 23 días del paro indígena

El ministro manifestó que “las dos hipótesis son o de un arma hechiza, o la explosión de un aparato que se estaba intentando armar”, y que será el Instituto Nacional de Medicina Legal el que determine las causas de muerte del indígena.

Deiner Ceferino Yunda Camaya, quien era un comunero indígena del resguardo de Jebalá (oriente del departamento del Cauca), fue llevado hasta el hospital de Piendamó (Cauca) pero falleció como consecuencia de la gravedad de la herida que sufrió.

De acuerdo a la información entregada por voceros de las comunidades campesinas, la víctima se encontraba a uno 300 kilómetros de la vía Panamericana cuando fue impactado por proyectiles que fueron disparados desde un cafetal.

RecomendadoActual minga indígena en el Cauca será la más larga en su historia

“Desde hace tres días se empezaron a concentrar las tropas y este martes se presenta la avanzada sobre nuestro campamento, obligándonos a dispersarnos. Si hoy se reinician los diálogos no era necesario atacarnos”, señalaron los voceros.

En las carreteras del Cauca continúa el acompañamiento de las autoridades y en especial de unidades del Esmad de la Policía, que buscan frenar cualquier vía de hecho o bloqueo que afecte la movilidad en la región.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido