Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

dezabala

Hace un año se registró el hecho que conmocionó el departamento del Tolima, la pequeña de tres años de edad, Sara Salazar, falleció en el Hospital Federico Lleras Acosta de Ibagué producto de maltrato físico y abuso sexual. 

Tras la muerte de la pequeña, la Fiscalía General de la Nación, capturó a Ángela Johana Guerra y Edilberto Rojas, padrinos de Sarita, quienes se encuentran privados de la libertad por ser presuntamente los responsables del caso. Los procesados son señalados de los delitos de abuso sexual, tortura agravada y homicidio agravado.

El año pasado también fue detenida Katherine de los Ángeles García Rodríguez, excomisaria de familia del municipio de Armero Guayabal, quien fue imputada con los delitos de prevaricato por acción y por omisión por presuntamente no cumplir a sus deberes cuando conoció el caso de la menor. 

La mujer que obtuvo el beneficio de prisión domiciliaria, actualmente se encuentra en libertad por vencimiento de términos.  

El proceso judicial se encuentra en la etapa de juicio oral en la que serán presentados al menos 100 testigos, con el objeto de comprobar la presunta responsabilidad de los padres sustitutos de la menor, así lo explicó el abogado Carlos Mauricio Varón, defensa de Guerra y Rojas.  

"Se están evacuando las diligencias de la Fiscalía, en este momento estamos pendientes de unos investigadores del CTI que deben venir a dar su declaración. Son aproximadamente 100, en la totalidad de Fiscalía y defensa. En la actualidad hemos desarrollados unos 30 o 35 testigos" relató.   

En las audiencias, la defensa pretende comprobar que el deceso de Sarita se debió, presuntamente, a un accidente doméstico.  

"Como se ha expresado por parte de la defensa y como se ha dicho desde un inicio, lo que sucedió fue que la menor se cayó, al parecer de un lugar en la habitación, eso fue lo que ocasionó su deceso, el golpe que ocurrió" agregó el abogado.   

Los habitantes del municipio de Armero Guayabal exigen a las autoridades que el caso de la menor no quede en la impunidad. 

Fuente

RCN Radio

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.