Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Masacre Santander Quilichao
Foto suministrada por fuente a RCN Radio

Las autoridades judiciales lograron identificar a las víctimas de la masacre ejecutada por hombres armados en una finca de la zona rural del municipio de Santander de Quilichao, en el norte del Cauca. 

Se trata de los hermanos, Alirio y Duver Antonio Enríquez Gaviria, quienes habían llegado hace algún tiempo al corregimiento de Mondomo para realizar una obra civil, actividad en la que se desempeñaban para ganarse la vida. 

De igual forma, se identificó a Mario Herney Gómez, un sobrino del propietario de la finca donde se registró la masacre, era escolta y en el momento de los hechos estaba con su empleador. 

Estas tres personas eran oriundas la localidad de El Bordo, cabecera del municipio de El Patía en el sur del Cauca. 

Lea también: Cuatro personas murieron en una nueva masacre registrada en el Cauca

La cuarta víctima fue identificada como Wilmar Javier Pardo Polanco, un arquitecto oriundo del municipio de Páez, pero que hace un buen tiempo se había radicado en el municipio de Santander de Quilichao, donde actualmente dirigía la obra  en la que fue asesinado. 

De momento, no se han establecido los móviles y autores de esta masacre y las primeras informaciones dan cuenta que los hechos sería producto de retaliaciones producto de rentas ilegales según informó la Policía. 

“Lo que sabemos es que al lugar llegaron sicarios y los atacaron. Nosotros nos enteramos luego que uno de los trabajadores del lugar lograra escapar y dar aviso a las autoridades en el municipio. Una vez se conoció de la situación hizo presencia el ejército porque en horas de la noche las unidades de la policía tienen restricciones de movilidad a las zonas rurales por los hechos de alteración del orden publico que se han registrado en las ultimas semanas”, manifestó Iván Carvajal, secretario de Gobierno de

Lea además: Disidencias de las Farc hostigaron un grupo de policías en Caloto, Cauca

De igual manera tras un consejo de seguridad se decidió ofrecer una recompensa de 50 millones de pesos para quienes brinden información que permitan dar con el paradero de los responsables.  

Esta es la quinta masacre registrada en el departamento del Cauca en lo corrido del 2021 de acuerdo al Instituto de Estudios para el Desarrollo de la Paz (INDEPAZ). 
 

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.