Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Francia Márquez pide justicia por joven asesinado a bolillazos
Francia Márquez pide justicia por joven asesinado a bolillazos
Colprensa

El mundo clama justicia y el fin del racismo, luego de la muerte de George Floyd a manos de un policía en EE.UU. A propósito de este terrible hecho, este miércoles se conoció de la muerte de Anderson Arboleda, un afrodescendiente de Puerto Tejada (Cauca), que aparentemente murió a manos de policías y tiene al país conmocionado.

Según relatos de personas cercanas al hecho, el joven murió luego de recibir cinco bolillazos en la cabeza y sufrir muerte cerebral.

Lea también: Encerrada, sin comida y como esclava sexual: Así fue rescatada una joven en Huila

Al respecto, varios líderes y representantes de los afrodescendientes han salido a reclamar justicia por este aterrador caso. Francia Márquez, una importante líder y activista de las comunidades afro en Colombia, aseguró sobre la muerte del joven: "Esta es la realidad de la gente explotada por un Estado racializado que históricamente no le ha importando la gente negra y la ha dejado morir y que ha promovido discursos de odio y de rascismo estructural".

Asimismo, aseguró que lo que pasó con este joven en Puerto Tejada también pasa en el oriente de Cali, en Ciudad Bolívar, en el norte del Cauca y en otros lugares donde a través de la violencia racial y con ayuda de las armas se reprimen a los afro. Además, denunció que los indígenas también siguen sufriendo del rechazo y el olvido del Estado.

El antropólogo afrocolombiano, Jesús Alberto Grueso, aseguró que el asesinato de este joven responde al racismo cultural que se vive en este país y que ha persistido históricamente. "Estos temas es han naturalizado y no se les pone la importancia que requieren par tomar los correctivos”, sostuvo.

Lea también: George Floyd era tranquilo y amable: ciudadana dominicana que trabajó con él

Además, dijo que el hecho se da como una respuesta del poder frente a los más débiles y subordinados, que para algunos no tienen derechos. “Creer que el otro no tiene derechos es una forma de silenciar al ser humano. (...) El problema es que ni siquiera se evidencia el racismo como un problema arraigado en la conciencia del colombiano, no lo vemos así y por eso lo naturalizamos”, señaló.

Por último, Juan Suárez, vocero de la comunidad afro del Consejo Comunitario de las Brisas en el departamento del Cauca, dijo que este caso es algo que impacta porque el Estado deben garantizar los derechos de los ciudadanos y en Colombia, sigue existiendo el racismo estructural de parte de los gobernantes. "Esto se refleja en el mundo entero, las comunidades étnicas seguimos siendo oprimidas con los modelos socio económicos-capitalistas", agregó. 

La Fiscalía General de la Nación abrió una investigación preliminar por la muerte de Anderson Arboleda, en hechos registrados el pasado 22 de mayo tras ser golpeado en la cabeza en medio del cuestionado procedimiento policial. 

Fuente

Sistema Integrado Digital

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.