Cargando contenido

Defensor del Pueblo, Carlos Negret





El defensor del Pueblo, Carlos Alfonso Negret, en diálogo con RCN Radio relató que en la visita que hizo al Chocó encontró un "Chocó revictimizado" y por eso reafirma que a este departamento no ha llegado la paz.

"Mi gran preocupación no es solo Chocó sino todo el Pacífico... estuvimos allá siete días y encontré graves problemas de salud y un Chocó revictimizado por la guerra fratricida entre el Eln y el 'Clan del Golfo'", dijo.

Frente a la situación social y económica que afronta el departamento del Chocó, el defensor del Pueblo precisó que el Estado mantiene una deuda histórica con esa región y sus habitantes, que debe ser atendida lo más pronto posible.

"Están sin servicios públicos, sin servicio de salud y lo más grave que vive es la guerra entre el ELN y el Clan del Golfo", afirmó el defensor.

(Lea también: Murió la menor de edad que había resultado herida durante bombardeo en Chocó)


Añadió que el gran problema es que "la gente tiene temor.... yo dije la semana pasada que la paz no había llegado al Chocó... la situación de las gentes allá, es muy compleja".

Negrette destacó que los enfrentamientos que se vienen dando entre las bandas criminales que delinquen en el pacífico colombiano, se han convertido en el detonante para desplazamientos masivos, además de otros problemas sociales que se han derivado como consecuencia de esta lucha por las rutas del narcotráfico y el comercio ilegal.

"Los nuevos paramilitares en el país son el 'Clan del Golfo' y las 'Autodefensas Gaitanistas', y en ellos han recaído la gran mayoría de hechos violentos que se han dado en esa y en otras regiones en los últimos meses", precisó.

Zonas de reincorporación de ex combatientes de las Farc


El defensor del Pueblo se refirió en RCN Radio, a la situación de las zonas de reincorporación que están siendo habitadas desde hace varios meses por parte de los exguerrilleros de las Farc que se desmovilizaron tras la firma de los acuerdos de paz.

Carlos Alfonso Negret dijo que hay que tener mucha paciencia frente al tema de la implementación de los acuerdos y al proceso de esa comunidad, mientras dijo que a más tardar el próximo 31 de marzo, el Gobierno deberá definir si esas zonas se mantienen.

"Creo que a la implementación hay que tenerle paciencia y hay mucha gente en los espacios territoriales... se necesita toda la institucionalidad del Gobierno y trabajar muy fuerte para que los ciudadanos que están ahí y que decidieron hacer la paz, no vayan a abandonar", manifestó.

Advirtió que "ninguna de esa zonas veredales queda a tres pasos y hay que garantizarles también el tema de la seguridad... el 31 de marzo hay una nueva feche límite para definir si siguen esa zonas y esa es la gran preocupación de los ciudadanos que están en esos lugares".